Acerca del DDP

El Programa de Defensoras Digitales (DDP por sus siglas en inglés)) se consolida en 2012 por la Alianza de Defensa Digital (FOC por sus siglas en inglés) con el propósito de proteger a grupos de derechos humanos que están bajo alto riesgo a la hora de utilizar internet -incluyendo personas activistas, blogueras, organizaciones de la sociedad civil, periodistas y otras personas que usan tecnologías de la información y comunicación (TICs) para defender derechos humanos y digitales-. También contribuye a preservar un Internet libre y abierto.
El DDP opera de manera independiente a sus contrapartes financiadoras y se administra a través de Hivos, el Instituto Humanista de Cooperación para el Desarrollo, una organización internacional con sede en Holanda que brinda financiación e implementa programas para innovar el cambio social en todo el mundo.
El DDP integra una perspectiva de equidad de género y diversidad en sus programas y actividades principales. Reconoce que las amenazas y riesgos digitales pueden afectar a las personas de diferentes maneras y que la orientación de género y sexual son esenciales en ello. Lee un resumen de nuestro Informe Anual de 2018 y conoce más a continuación sobre nuestra Misión y Visión, nuestro equipo y financiadoras.

Misión y Visión

La visión del Programa de Defensoras Digitales es un Internet abierto, con libertad de expresarse, asociarse, reunirse, con derecho a la privacidad y otros derechos fundamentales, sin amenazas y riesgos, especialmente en entornos represivos y transitorios.
Nuestra misión es brindar una respuesta integral ante amenazas y riesgos digitales, crear redes resilientes y sostenibles de apoyo para personas que defienden los derechos humanos. Para este fin, el DDP ofrece fondos para responder a emergencias y ofrecer protección sostenible. Además, contribuye a fortalecer redes de respuesta inmediata y protección local, a mejorar las capacidades de personas facilitadoras a través de iniciativas de trabajo de base y a la seguridad organizacional a largo plazo a través del Programa de Acompañamiento para la Seguridad Digital.
La naturaleza velozmente cambiante de las amenazas y riesgos digitales nos pide ser flexibles y ofrecer un programa de apoyo que responda a las necesidades en este campo. Haremos particular énfasis en:
  • Personas que recolectan, interpretan y difunden datos para un público más amplio (incluyendo artistas, bloggers, periodistas y sus fuentes, quienes monitorean elecciones y cortes de internet);
  • Personas que defienden el medio ambiente, pueblos originarios y territorios;
  • Comunidades LGBTQI+ y quienes promocionan y defienden sus derechos;
  • Personas y grupos que defienden los derechos de mujeres y de género;
Dicho esto, nuestro enfoque temático y geográfico permanecerá flexible y corresponderá a diagnósticos del contexto constantemente realizados con nuestras contrapartes y revisados cada año o cuando sea necesario.

Financiadoras

De 2012 a 2019, el DDP ha recibido financiación del Ministerio de Asuntos Exteriores de Australia, Canadá, República Checa, Estonia, Finlandia, Alemania, Letonia, los Países Bajos y el Reino Unido; junto con la Agencia de Desarrollo Internacional de Suecia (SIDA) y el Departamento de Estado de EEUU. El Programa de Defensoras Digitales (DDP) opera de manera independiente a sus contrapartes financiadoras y se administra a través de Hivos, el Instituto Humanista de Cooperación para el Desarrollo, una organización internacional con sede en los Países Bajos que brinda financiación e implementa programas para innovar para el cambio social en todo el mundo.